2 de April del 2017

Templo Expiatorio de la Sagrada Familia

Durante este pasado mes de marzo, uno de nuestros equipos ha estado desarrollando tareas de limpieza de muros de piedra interiores de la obra más emblemática de Antonio Gaudí, mediante microproyección a baja presió de olivino, abrasivo que se caracteriza por su suavidad y baja emisión de polvo.

Gaudí concibió la Sagrada Familia a partir de la tradición de las catedrales góticas y bizantinas, queriendo expresar las creencias crisitanas con la arquitectura y belleza del edificio.  Consiguió una sinbiosis entre forma y simbolismo cristiano con una peculiar arquitectura generada por estructuras, formas y geometrías nuevas pero de gran lógica e inspiradas en la naturaleza.

Para dar esplendor y expresividad a su arquitectura, recurrió a la luz. Los rayos solares hacen brillar los pináculos situados en la parte superior de todas las torres y ventanales.

La Sagrada Familia es un centro de espiritualidad internacional, que, en un marco excepcional y único, acoge a personas de todas las procedencias y credos.

A nivel personal, pocas son las palabras que se puedan decir de esta gran obra que no hayan sido expresadas ya. Las sensaciones interiores que transmite son tan profundas que realmente cuesta expresarlo con palabras escritas. Invita a la vez al recogimiento, la reflexión y a la admiracion de su belleza arquitectónica sin igual, incluida en 2005 como patrimonio de la humanidad.

Uno de los lugares más bellos del mundo, y el máximo exponente de la arquitectura modernista catalana.

Más información:

www.sagradafamilia.org